DLM (Drenaje Linfático Manual)

Ref.:

0,00 € IVA inc.

El drenaje linfático manual es una técnica de masoterapia que consiste en aplicar masajes suaves sobre diferentes zonas del cuerpo con el objetivo de mejorar la circulación de la linfa y el sistema linfático. La función de esta técnica es la de mejorar la contracción automática de los vasos linfáticos.

La presión que se aplica durante el drenaje linfático ayuda a arrastrar los líquidos retenidos hacia el sistema circulatorio y la sangre. Además de transportar las sustancias de desecho de las células, el sistema linfático también actúa como defensa del organismo.

Los beneficios que aporta esta técnica son:

-Reactiva la circulación linfática y ayuda a eliminar el exceso de líquidos y sustancias de desecho del organismo.

-Reduce la inflamación derivada de la retención de líquidos, regulando el tono muscular.

-Contribuye a mejorar las defensas del organismo al favorecer la función de los ganglios linfáticos.

-Mejora el aspecto de la piel y combate enfermedades y afecciones como la celulitis o el acné.

-Tiene un efecto analgésico, por lo que también se recomienda en dolores derivados de enfermedades como la fibromialgia.

-Tiene un efecto relajante en el sistema nervioso, aliviando situaciones de estrés y ansiedad, pero también combatiendo los efectos de patologías como migrañas y vértigo.

-Mejora la circulación sanguínea (el sistema linfático se complementa con el aparato circulatorio) y ayuda a eliminar problemas derivados de una mala circulación, como las varices.

-Estimula la función renal.

Es un tratamiento que proporciona un gran bienestar, tanto físico, como mental y estético

Como todas las técnicas manuales, sus beneficios dependen mucho del profesional. En Clínica Aurea Phi nuestra profesional ha sido formado especialmente en DLM, siguiendo las directrices de la escuela del Dr. Vodder.